Saltar al contenido
Inicio » Seguridad.Tema 33.

Seguridad.Tema 33.

    Seguridad.

    Concepto

    El concepto amplio de seguridad abarca la protección integral y el resguardo de individuos, comunidades, entornos, recursos y sistemas contra riesgos, amenazas o peligros que puedan poner en peligro su bienestar, integridad física, emocional, social, económica o cualquier otro aspecto vital. Va más allá de la ausencia de peligro y se enfoca en garantizar condiciones estables y protegidas para el desarrollo humano en todas sus dimensiones.

    Aspectos Clave del Concepto Amplio de Seguridad:

    1. Seguridad Humana: Protección de la vida y dignidad de las personas, incluyendo aspectos como la salud, educación, vivienda, alimentación y derechos humanos fundamentales.
    2. Seguridad Social: Garantía de acceso equitativo a servicios esenciales, protección social, cohesión comunitaria y bienestar colectivo.
    3. Seguridad Económica: Asegurar la estabilidad financiera, el empleo digno, el acceso a oportunidades económicas y la protección contra la pobreza y la desigualdad.
    4. Seguridad Ambiental: Preservación y cuidado del entorno natural, prevención de desastres naturales, gestión sostenible de recursos y mitigación del cambio climático.
    5. Seguridad Política y Geopolítica: Mantenimiento de la estabilidad política, paz y resolución pacífica de conflictos, tanto a nivel nacional como internacional.
    6. Seguridad Digital e Informática: Protección de datos, sistemas informáticos, redes y tecnologías digitales contra ciberataques, amenazas cibernéticas y preservación de la privacidad en línea.

    Enfoques en el Concepto Amplio de Seguridad:

    • Prevención: Adoptar medidas proactivas para evitar riesgos y amenazas.
    • Resiliencia: Capacidad de recuperación y adaptación tras incidentes o situaciones adversas.
    • Sostenibilidad: Mantener condiciones seguras y estables a largo plazo sin comprometer los recursos futuros.
    • Cooperación y Colaboración: Trabajar conjuntamente a nivel local, nacional e internacional para abordar desafíos comunes de seguridad.

    La seguridad puede dividirse en dos aspectos importantes: la seguridad real y la seguridad percibida.

    Seguridad Real:

    La seguridad real se refiere a la medida objetiva y cuantificable de la ausencia de riesgos, amenazas o peligros. Se basa en datos concretos, estadísticas y análisis tangibles que evalúan la incidencia de delitos, accidentes, desastres naturales u otros eventos que representen un peligro para las personas, comunidades o entornos.

    Características de la Seguridad Real:

    1. Datos Empíricos: Basada en estadísticas y registros de incidentes reales.
    2. Mediciones Objetivas: Se evalúa mediante indicadores cuantitativos (tasas de criminalidad, accidentes, etc.).
    3. Impacto Tangible: Los resultados se reflejan en la disminución o aumento de incidentes peligrosos.

    Seguridad Percibida:

    La seguridad percibida se relaciona con las percepciones, sentimientos y creencias individuales o colectivas sobre la seguridad en un determinado entorno. Esta percepción puede no corresponder necesariamente con la realidad objetiva, ya que se fundamenta en las impresiones subjetivas y las experiencias personales de cada individuo.

    Características de la Seguridad Percibida:

    1. Sensaciones y Emociones: Está influenciada por emociones, experiencias pasadas y percepciones personales.
    2. Factores Subjetivos: No se basa en datos cuantificables, sino en la interpretación personal del entorno.
    3. Influencia en Comportamientos: Puede afectar las decisiones y comportamientos de las personas, como evitar ciertos lugares por sensación de inseguridad, independientemente de la realidad objetiva.

    Relación entre Seguridad Real y Percibida:

    Estos dos aspectos, la seguridad real y la percibida, pueden no coincidir siempre. Por ejemplo, un área puede tener una baja tasa de criminalidad (seguridad real), pero si los residentes tienen una percepción de inseguridad debido a la falta de iluminación en las calles o rumores infundados, su sensación de seguridad puede ser baja (seguridad percibida).

    Seguridad individual y seguridad colectiva

    La seguridad individual y la seguridad colectiva son dos facetas fundamentales dentro del ámbito de la protección y resguardo de las personas, comunidades y sociedades en su conjunto.

    Seguridad Individual:

    La seguridad individual se centra en la protección y bienestar de una persona en particular. Involucra medidas y decisiones que una persona toma para resguardar su integridad física, emocional, financiera y otros aspectos personales.

    Aspectos Clave de la Seguridad Individual:

    1. Autoprotección: Decisiones y acciones individuales para resguardar la seguridad personal, como el cuidado de la salud, el manejo de las finanzas, la seguridad en línea, entre otros.
    2. Prevención: Medidas personales para evitar riesgos, como cerraduras en puertas, aprendizaje de habilidades de defensa personal, etc.
    3. Bienestar Emocional: Atención a la salud mental y emocional, asegurando un entorno que promueva la estabilidad psicológica y el equilibrio emocional.

    Seguridad Colectiva:

    La seguridad colectiva se enfoca en la protección y bienestar de un grupo, comunidad, sociedad o incluso a nivel internacional. Es la seguridad de un conjunto de individuos, donde el bienestar de cada uno está interrelacionado con el bienestar del grupo en su totalidad.

    Aspectos Clave de la Seguridad Colectiva:

    1. Cohesión Social: Creación de vínculos y relaciones sólidas entre individuos que generen una sensación de pertenencia y colaboración.
    2. Normativas y Políticas: Desarrollo de leyes, regulaciones y políticas que salvaguarden los derechos y la seguridad de todos los miembros de una sociedad.
    3. Solidaridad y Colaboración: Trabajo conjunto para afrontar amenazas comunes, como la seguridad nacional, desastres naturales, problemas de salud pública, entre otros.

    Relación entre Seguridad Individual y Colectiva:

    • Interdependencia: La seguridad individual contribuye a la seguridad colectiva y viceversa. Cuando los individuos se sienten seguros, contribuyen a la creación de entornos más seguros para todos.
    • Equilibrio: La seguridad individual puede reforzar la seguridad colectiva al fomentar una sociedad más segura y resiliente. Por otro lado, la seguridad colectiva puede ofrecer condiciones que promuevan la seguridad individual.

    Seguridad pública y seguridad privada.

    La seguridad pública y la seguridad privada son dos esferas distintas pero complementarias dentro del ámbito de la protección y resguardo de personas, propiedades y comunidades.

    Seguridad Pública:

    La seguridad pública se refiere a las acciones, políticas y servicios llevados a cabo por entidades gubernamentales, como la policía, fuerzas armadas, servicios de emergencia y otras agencias encargadas de mantener el orden, prevenir el crimen, proteger a los ciudadanos y garantizar el cumplimiento de la ley.

    Características de la Seguridad Pública:

    1. Función Gubernamental: Responsabilidad del Estado para proteger a los ciudadanos y mantener la paz y el orden público.
    2. Servicios Oficiales: Incluye fuerzas del orden, bomberos, servicios de emergencia médica y otros cuerpos especializados.
    3. Cumplimiento de la Ley: Aplicación de leyes y regulaciones para prevenir y combatir el crimen, así como responder a emergencias y situaciones de riesgo.

    Seguridad Privada:

    La seguridad privada consiste en servicios de protección ofrecidos por empresas o individuos contratados para resguardar propiedades, instalaciones, personas o bienes. Estos servicios se brindan fuera del ámbito gubernamental y pueden incluir vigilancia, protección física, consultoría de seguridad, entre otros.

    Características de la Seguridad Privada:

    1. Contratación Independiente: Ofrecida por empresas o individuos privados contratados por personas, empresas o instituciones.
    2. Diversidad de Servicios: Puede incluir vigilancia en propiedades, seguridad en eventos, protección personal, consultoría de seguridad, entre otros.
    3. Complementaria a la Seguridad Pública: Su función suele ser complementaria a la seguridad pública, reforzando la protección en áreas específicas o situaciones particulares.

    Relación entre Seguridad Pública y Seguridad Privada:

    • Complementariedad: Ambas esferas son complementarias y pueden trabajar en conjunto para mejorar la seguridad general. Por ejemplo, la seguridad privada puede proporcionar servicios de vigilancia que apoyen a las fuerzas del orden público en áreas específicas.
    • Coordinación y Colaboración: Es crucial que haya coordinación y colaboración entre la seguridad pública y la privada para maximizar la eficacia en la prevención del crimen, la gestión de emergencias y la protección de la comunidad en su conjunto.

    La inseguridad. 

    La inseguridad es un estado que puede manifestarse de diversas maneras y en diferentes aspectos de la vida, generando una sensación de vulnerabilidad, incertidumbre o falta de protección. Su impacto puede ser profundo, afectando la calidad de vida, la toma de decisiones y las interacciones sociales.

    Dimensiones de la Inseguridad:

    1. Inseguridad Personal:
    1. Crimen y Violencia: Preocupación por la delincuencia, robos, agresiones físicas o amenazas personales.
    2. Salud y Bienestar: Temor a enfermedades, accidentes o condiciones de salud precarias.
    • Inseguridad Laboral y Económica:
    1. Estabilidad Laboral: Preocupación por la pérdida de empleo, condiciones laborales precarias o falta de oportunidades profesionales.
    2. Inseguridad Financiera: Ansiedad por dificultades para llegar a fin de mes, pagar deudas o enfrentar crisis económicas.
    • Inseguridad Social:
    1. Exclusión y Discriminación: Sensación de no ser aceptado o valorado en la sociedad debido a factores como raza, género, orientación sexual, etc.
    2. Falta de Redes de Apoyo: Ausencia de vínculos fuertes con familia, amigos o comunidad.
    • Inseguridad Alimentaria:
    1. Acceso a Alimentos: Preocupación por la disponibilidad y calidad de los alimentos, especialmente en áreas con inseguridad alimentaria.

    Causas de la Inseguridad:

    • Desigualdad Socioeconómica: La brecha entre ricos y pobres puede generar inseguridad económica y social.
    • Falta de Acceso a Recursos Básicos: Como vivienda, salud, educación y empleo.
    • Violencia y Conflictos: Conflictos políticos, sociales o familiares pueden crear un ambiente de inseguridad.
    • Factores Psicológicos: Experiencias traumáticas pasadas, miedo al fracaso, entre otros, pueden generar inseguridad personal.

    Estrategias para Abordar la Inseguridad:

    • Políticas Públicas: Desarrollo de programas que aborden la desigualdad, promuevan la inclusión social y económica, y reduzcan la pobreza.
    • Educación y Sensibilización: Promover la conciencia sobre derechos, prevención y resiliencia ante situaciones de inseguridad.
    • Apoyo Comunitario: Fortalecer redes de apoyo social, servicios de asistencia y programas que fomenten la cohesión y solidaridad dentro de la comunidad.

    Teorías explicativas de la delincuencia: Concepto, modelos explicativos y clases de delincuencia.

    La delincuencia se refiere a comportamientos o actos que infringen las leyes establecidas en una sociedad. Estos actos pueden variar desde faltas menores hasta delitos graves, y se caracterizan por transgredir las normas legales o éticas vigentes, lo que conlleva sanciones legales.

    Características y Componentes de la Delincuencia:

    1. Comportamiento Ilegal: Incluye una amplia gama de acciones que van desde robos, agresiones, fraudes, tráfico de drogas, vandalismo, hasta delitos financieros o cibernéticos.
    2. Violación de Normas: La delincuencia implica el incumplimiento o la violación de leyes y reglamentos establecidos por la sociedad, así como normas éticas o morales aceptadas.
    3. Impacto Social: Los actos delictivos no solo afectan a la víctima directa, sino que también pueden tener repercusiones en la comunidad, generando miedo, inseguridad y daños materiales o psicológicos.

    Tipos de Delincuencia:

    • Delincuencia Juvenil: Comportamientos ilegales cometidos por personas menores de edad.
    • Delincuencia Organizada: Actividades criminales planificadas y ejecutadas por grupos estructurados.
    • Delitos Violentos: Incluyen actos como asaltos, homicidios, violaciones u otros que involucran violencia física.
    • Delitos de Cuello Blanco: Actividades ilegales relacionadas con el ámbito financiero, empresarial o profesional.
    • Delitos Informáticos: Delitos cometidos a través de la manipulación de sistemas informáticos o redes digitales.

    Factores de la Delincuencia:

    • Sociales y Económicos: Desigualdad, pobreza, falta de oportunidades económicas, discriminación, entre otros.
    • Ambientales: Entornos desfavorecidos, falta de acceso a servicios básicos, áreas con altos índices de desempleo o marginalidad.
    • Individuales: Factores psicológicos, historia personal, influencia de compañeros, consumo de drogas, entre otros.

    Consecuencias de la Delincuencia:

    • Impacto en Víctimas: Daño físico, emocional o material a las personas afectadas por el delito.
    • Costos Sociales: Generación de miedo, pérdida de confianza en la comunidad, aumento de los costos de seguridad y justicia.
    • Repercusiones Legales: Arresto, juicio y posibles condenas penales para los infractores.

    Abordaje de la Delincuencia:

    • Prevención: Implementación de programas sociales, educativos y de empleo para reducir factores de riesgo.
    • Justicia Restaurativa: Enfoque que busca la reparación del daño causado y la reintegración de los infractores a la sociedad.
    • Políticas Públicas: Desarrollo de leyes, programas y acciones gubernamentales para prevenir y castigar la delincuencia.

    Teorías Biológicas:

    Concepto:

    Estas teorías sugieren que los factores biológicos, como la genética, la neurobiología y las diferencias fisiológicas, pueden contribuir a la predisposición hacia la conducta delictiva. Se centran en examinar cómo la biología de una persona puede influir en su propensión a cometer actos delictivos.

    1. Teoría del Positivismo Criminológico:

    Esta teoría, desarrollada por Cesare Lombroso a finales del siglo XIX, propuso que ciertos rasgos físicos y biológicos identificaban a individuos como «tipos criminales». Lombroso argumentó que las personas con determinadas características anatómicas, como mandíbulas prominentes, orejas grandes o ciertas anomalías en el cráneo, estaban genéticamente predispuestas a cometer delitos. Esta perspectiva se basaba en la idea de que la biología de una persona determina su tendencia hacia el comportamiento criminal.

    2. Teoría del XYY:

    Esta teoría, surgida en la década de 1960, sugirió que los hombres con un cromosoma Y adicional (síndrome XYY) eran más propensos a mostrar comportamientos agresivos y antisociales. Sin embargo, investigaciones posteriores no han encontrado una correlación significativa entre la presencia del cromosoma extra y la tendencia a cometer delitos.

    3. Teoría del Neurodesarrollo:

    Este enfoque se centra en las influencias neurobiológicas durante el desarrollo temprano. Algunos estudios han señalado que daños cerebrales, exposición a toxinas durante el embarazo o traumas infantiles pueden afectar el desarrollo del cerebro y predisponer a ciertas personas a comportamientos delictivos en etapas posteriores de la vida.

    4. Teoría de la Genética Conductual:

    Esta teoría explora cómo ciertos rasgos genéticos pueden estar asociados con la susceptibilidad a comportamientos delictivos. Algunos estudios sugieren que variantes genéticas pueden influir en la agresividad, impulsividad o la capacidad de controlar los impulsos, lo que podría relacionarse con la delincuencia.

    5. Teoría de la Neurociencia Conductual:

    Esta teoría analiza la relación entre la estructura cerebral y la conducta delictiva. Algunas investigaciones han identificado diferencias en áreas cerebrales específicas, como la corteza prefrontal, asociadas con la toma de decisiones, el control de los impulsos y la empatía, que podrían estar relacionadas con comportamientos antisociales.

    Teorías Psicológicas:

    Concepto:

    Estas teorías exploran factores mentales, emocionales y de desarrollo que pueden influir en la conducta delictiva. Se enfocan en los procesos de aprendizaje, motivación y personalidad.

    1. Teoría del Aprendizaje Social:

    Esta teoría, propuesta por Albert Bandura, sugiere que las personas aprenden a través de la observación y la imitación de modelos. En el contexto de la delincuencia, los individuos pueden aprender comportamientos criminales al observar y replicar las acciones de modelos criminales, como familiares, amigos o figuras mediáticas. Esta teoría enfatiza la importancia de los procesos de modelado y reforzamiento en la adquisición de comportamientos delictivos.

    2. Teoría de la Personalidad y Conducta Delictiva:

    Varios enfoques psicológicos han explorado cómo ciertos rasgos de personalidad pueden estar relacionados con la delincuencia. Por ejemplo:

    • Teoría de la Personalidad Psicopática: Sugiere que la falta de empatía, remordimiento y comportamientos manipulativos pueden estar asociados con comportamientos delictivos.
    • Teoría de la Personalidad Impulsiva: La impulsividad extrema y la incapacidad para controlar los impulsos pueden predisponer a individuos a actos delictivos, especialmente a comportamientos violentos o criminales.

    3. Teoría del Desarrollo y Crimen Juvenil:

    Esta teoría se enfoca en la influencia de experiencias y factores durante la infancia y la adolescencia en la conducta delictiva posterior. Factores como la crianza, la exposición a la violencia, el abuso infantil o la falta de supervisión pueden influir en el desarrollo de comportamientos antisociales o criminales durante la juventud y la adultez.

    4. Teoría de la Frustración-Agresión:

    Esta teoría sugiere que la frustración, especialmente cuando se experimenta un bloqueo en la consecución de metas, puede desencadenar emociones de ira y agresión. Esta agresión puede manifestarse en comportamientos delictivos como una forma de liberar o canalizar esa frustración.

    5. Teoría del Control Deficiente de Impulsos:

    Este enfoque se centra en la incapacidad de algunas personas para controlar sus impulsos. Se argumenta que aquellos con un control deficiente de los impulsos pueden ser más propensos a cometer delitos impulsivos y actuar sin pensar en las consecuencias.

    Teorías Sociológicas:

    Concepto:

    Estas teorías se centran en factores sociales, culturales y estructurales que pueden contribuir a la delincuencia. Analizan la interacción entre individuos y la sociedad.

    1. Teoría de la Anomia:

    • Durkheim y Merton: Emile Durkheim y Robert Merton sugirieron que la delincuencia surge cuando hay un desequilibrio entre los objetivos culturales de la sociedad y los medios legítimos para alcanzarlos. Cuando los individuos se sienten incapaces de lograr estos objetivos de manera convencional (a través de la educación o el empleo), pueden recurrir a medios ilegales, lo que resulta en comportamientos delictivos.

    2. Teoría de la Desorganización Social:

    • Shaw y McKay: Esta teoría se centra en cómo la estructura social deficiente, como la pobreza, la desigualdad, la movilidad social y la falta de cohesión comunitaria, puede generar ambientes desorganizados que favorezcan la delincuencia. Lugares con alta desorganización social tienden a tener tasas más altas de delincuencia.

    3. Teoría del Etiquetado (Labeling):

    • Howard Becker: Esta teoría sostiene que la sociedad y sus instituciones etiquetan a ciertos individuos como «delincuentes», y este estigma puede llevar a estos individuos a asumir esa identidad y comportarse de acuerdo con ella. El etiquetado puede aumentar la probabilidad de comportamientos delictivos continuos.

    4. Teoría de la Estructura de Oportunidades:

    • Richard Cloward y Lloyd Ohlin: Esta teoría sugiere que la delincuencia está influenciada por las oportunidades disponibles para cometer delitos. Señala que la falta de oportunidades legítimas (educación, empleo) puede empujar a los individuos hacia subculturas delictivas donde encuentran oportunidades para la actividad criminal.

    5. Teoría de la Subcultura Delictiva:

    • Albert Cohen y Walter Miller: Señalan que algunos grupos sociales, especialmente en contextos desfavorecidos, pueden desarrollar sus propias normas y valores que están en conflicto con las normas sociales convencionales. Estas subculturas delictivas pueden promover comportamientos delictivos como medios alternativos de lograr reconocimiento o éxito dentro de su propio grupo.

    Teorías Criminológicas:

    Estas teorías estudian la interacción entre individuos y su entorno social para comprender el crimen.

    1. Teoría de la Elección Racional:

    • Cesare Beccaria y Jeremy Bentham: Esta teoría se basa en la premisa de que las personas toman decisiones racionales al sopesar los costos y beneficios de cometer un delito. Sugiere que si los beneficios percibidos superan los costos, es más probable que una persona cometa un delito.

    2. Teoría del Control Social:

    • Travis Hirschi: Esta teoría sostiene que la delincuencia surge cuando los lazos sociales y el control social son débiles o están ausentes. Los lazos familiares, escolares, laborales y comunitarios juegan un papel crucial en la prevención de la delincuencia al establecer restricciones y normas sobre el comportamiento desviado.

    3. Teoría de la Subcultura de la Delincuencia:

    • Albert Cohen y Richard Cloward: Esta teoría sugiere que las subculturas delictivas se forman en grupos marginados que desarrollan sus propios valores y normas contrarias a las normas dominantes de la sociedad. Los jóvenes pueden adoptar comportamientos delictivos como una forma de adaptarse a estas subculturas.

    4. Teoría del Etiquetado (Labeling):

    • Howard Becker: Enfatiza cómo las etiquetas sociales y las reacciones de la sociedad hacia ciertos comportamientos pueden llevar a una identidad delictiva auto cumplida. Las personas etiquetadas como delincuentes pueden internalizar este estigma y continuar o aumentar su comportamiento delictivo.

    5. Teoría del Conflicto:

    • Karl Marx y otros teóricos del conflicto: Argumentan que la delincuencia surge de las desigualdades de poder y recursos en la sociedad. Las tensiones entre grupos con diferentes niveles de poder y acceso a recursos pueden conducir a comportamientos delictivos como una forma de resistencia o lucha por el poder.

    Teorías Ecológicas:

    Estas teorías analizan cómo el entorno físico y social influye en la delincuencia.

    1. Teoría de la Ecología del Delito:

    • Ernest Burgess y Robert Park: Esta teoría propone que la distribución espacial de las actividades humanas y la estructura del entorno influyen en la ocurrencia del crimen. Se centra en cómo la organización espacial de la comunidad, sus patrones de interacción social y la disponibilidad de objetivos y guardianes afectan la tasa de criminalidad en diferentes áreas.

    2. Teoría de la Zona Anómica:

    • Robert Park y Clifford Shaw: Esta teoría se relaciona con la idea de la Anomia de Durkheim, pero se enfoca en cómo las zonas urbanas pueden tener valores culturales diferentes, lo que puede llevar a una mayor incidencia de delitos. Identifica áreas de desorganización social y económica como lugares donde las normas sociales se debilitan, lo que puede aumentar la delincuencia.

    3. Teoría de la Exclusión Social:

    • Ruth Glass y otros sociólogos urbanos: Se centra en cómo la segregación urbana, la falta de acceso a recursos y oportunidades, y la exclusión social pueden llevar al surgimiento de áreas desfavorecidas. Estos entornos con carencias sociales y económicas tienden a mostrar tasas más altas de delincuencia.

    4. Teoría de la Defensa del Territorio:

    • Jane Jacobs y otros urbanistas: Esta teoría sugiere que la delincuencia puede ser influenciada por la interacción entre residentes y el espacio físico. La falta de vigilancia natural, la percepción de pertenencia a un área y la capacidad de controlar y proteger un territorio pueden influir en la incidencia del crimen.

    5. Teoría de la Movilidad Espacial:

    • Park y Burgess: Esta teoría sugiere que los cambios en la movilidad de las personas, como la migración, pueden afectar la estructura social y la dinámica del crimen en las comunidades. Los cambios en la composición demográfica pueden influir en la cohesión social y en los niveles de delincuencia.

    Ir a Tema 34

    Seguridad

    Recursos

    logo temario libre

    You cannot copy content of this page

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
    Privacidad